canal2

¿Interesado en nuestro tour?

El Canal de Panamá es una de las obras de construcción más impresionantes de la historia ya que su construcción implicó el movimiento de tierra más significativo de su tiempo y la ampliación del mismo no se queda atrás.

Al ser un ente logístico tan importante, debe contar con un sistema impecable que considere el clima, la llegada y salida de los barcos, el calaje y otras consideraciones para poder realizar un tránsito exitoso por el Canal de Panamá

El Tercer juego de Esclusas es un proyecto gigante para la expansión del canal de Panamá. Esta ampliación será la mayor desde la construcción del canal. La Autoridad del Canal de Panamá propuso el proyecto después de años de estudios. El expresidente panameño Martín Torrijos presentó el plan el 24 de abril de 2006 y los ciudadanos panameños lo aprobaron en un referéndum nacional del 22 de octubre de 2006 por 76,8% del voto. El proyecto prevé doblar la capacidad del canal y permitir más tráfico.

El proyecto creará un nuevo flujo de tráfico a lo largo del canal mediante la construcción de un nuevo juego de esclusas. Los detalles del proyecto incluyen los componentes siguientes:

1. Construcción de dos complejos de esclusas nuevos, uno en el lado Atlántico y otro en el Pacífico, cada uno de ellos con tres cámaras, y con tinas adicionales para reciclaje de agua.

2. Excavación de nuevos canales de acceso a las nuevas esclusas y ensanche de los canales de navegación existentes.

3. Profundización de los canales de navegación y elevación del nivel de agua de operación del lago Gatún.

El Canal hoy tiene dos carriles cada uno con su propio juego de esclusas. El proyecto de la expansión del canal de Panamá consiste en añadir un tercer carril mediante la construcción de esclusas complejas en cada extremo del Canal. Una esclusa compleja será localizada en el lado Pacífico al sudoeste de las esclusas existentes en Miraflores. La otra será localizada al este de las esclusas existentes en Gatún. Con la expansión del canal de Panamá. cada una de estas nuevas esclusas complejas tendrá tres cámaras consecutivas diseñadas para elevar los buques desde el nivel del mar hasta el nivel del Lago Gatún y hacia abajo otra vez.

Cada cámara contará con tres tinas de ahorro de agua, para un total de nueve tinas por esclusa y 18 tinas en total. Al igual que las esclusas existentes, las nuevas esclusas y sus tinas se llenarán y vaciarán por gravedad, sin el uso de bombas. La posición de las nuevas esclusas de la expansión del canal de Panamá usa una parte importante del área ya excavada por los Estados Unidos en 1939, trabajos suspendidos en 1942 debido al inicio de la Segunda Guerra Mundial. Las nuevas esclusas estarán conectadas al sistema de canales existentes a través de nuevos canales de navegación. Las nuevas cámaras de las esclusas serán de 426,72 m (1 400 pies) de largo por 54,86 m (180 pies) de ancho y 18,29 m (60 pies) de profundidad.

El canal de Panamá actual tiene una capacidad limitada, determinada por los ciclos de operación de las esclusas; la tendencia actual hacia un mayor tamaño de los barcos que transitan el canal, los cuales demoran más tiempo transitando las esclusas; y la necesidad de constante mantenimiento periódico debido a la edad del canal, que obliga a cierres periódicos de una vía. Ante la creciente demanda generada por la globalización del comercio internacional, la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) estimó que la capacidad máxima sostenible del canal se agotaría entre 2009 y 2012.

La propuesta de expansión del canal de Panamá por la construcción de un tercer juego de esclusas permitirá captar toda la demanda proyectada hasta el año 2025 y más allá. Juntas, las esclusas existentes y las nuevas representarán aproximadamente el doble de la capacidad del Canal actual.

El costo estimado para construir la expansión del canal de Panamá por la ACP es de aproximadamente US $ 5,25 mil millones dólares. Este estimado incluye el diseño, administración, construcción, pruebas, mitigación ambiental y los costos de puesta en marcha. Además, este costo incluye contingencias para cubrir los riesgos y los imprevistos, como los que podrían ser causados por accidentes, cambios en el diseño, los aumentos de precios, y los posibles retrasos, entre otros. El costo más relevante del programa es el de construir los dos nuevos complejos de esclusas – uno en el lado Atlántico y otro en el Pacífico – con costos estimados de aproximadamente USD $ 1,110 millones y US $ 1,03 mil millones dólares cada una, más una disposición USD 590 millones dólares para posibles contingencias durante su construcción.